Los Campeones Criollos salen bien fuera del terreno

Por Carlos Rosa Rosa
De El Nuevo Día

Caguas ganó el campeonato de la pelota invernal y algo más para su dueño.

«No hubo pérdida económica. Ni ganamos ni perdimos. Eso es filete», afirmó el propietario de los Criollos, Raúl Rodríguez, al repasar la campaña de su novena tras su participación en la reciente Serie del Caribe.

En estos tiempos, dicen que es un «suicidio» manejar la operación de una franquicia en el béisbol profesional.

Por ejemplo, en Carolina, la operación de los Gigantes está a cargo del municipio. Y en San Juan, el béisbol revivió, gracias a un grupo de empresarios dominicanos. Rodríguez estimó que la operación de los Criollos ascendió a $800,000 en la pasada campaña, incluyendo su participación en la Serie Final.

Es bastante dinero para una liga de tres meses. Y gracias a una final de siete juegos ante un rival de tradición como Ponce, Rodríguez dijo que su organización no cargó con un déficit económico, tal y como le aconteció el pasado año en su primera campaña.

Caguas llenó el parque en los últimos tres desafíos de la serie y Rodríguez dijo que experimentó un crecimiento de un 50% en términos de asistencia en comparación a la final de la temporada anterior ante Mayagüez. «Eliminarte en la serie regular es mortal», dijo Rodríguez.

También abonó al éxito de Caguas, según Rodríguez, el trabajo de comercialización.

Afirmó que Caguas fue la franquicia con más auspiciadores de la liga, con 30 aproximadamente. «Hay que tener inventiva a la hora de hacer las cosas.

Creo que se puede operar con éxito en estos tiempos. Es cuestión de trabajar la franquicia como un negocio y ver que los fanáticos son tus clientes y los jugadores tus empleados».

«Y nosotros hicimos lo necesario por mantener contentos a los jugadores y a los fanáticos. Y eso mejora tus posibilidades de éxito», aseguró el empresario.

Rodríguez dijo que no se dormirá y trabajará desde ahora en la comercialización de los Criollos para la venidera temporada. Dijo que aprovechará el impulso de la final para conseguir más anunciantes.

«Hay un resurgir del béisbol y hay que aprovecharlo. Ya tengo un plan de trabajo con los auspiciadores y otro para mantener informada a la fanaticada acerca de nuestros jugadores en las Menores y en las Grandes Ligas. Y ese trabajo se va a hacer desde ya».

Rodríguez cree que esa labor también se debe ir haciendo desde el seno de la Liga. Dijo que el organismo debe ser más agresivo en el mercadeo.

«Voy a la próxima reunión con más experiencia y voy a hablar de cómo podemos mejorar el mercadeo».

En el ambiente, hay voces que sugieren un cambio en la presidencia de la Liga. Hay quienes desean la salida del líder Sadí Antonmattei. Rodríguez no es uno de ellos.

«Sadí cogió la Liga en un momento sumamente difícil. Y no veo como una persona va a tener éxito sin el dinero necesario. Creo que hay que darle la oportunidad de desarrollarse como presidente, aunque, quizás, hay otros con diferentes opiniones».

Por último, Rodríguez señaló que Lino Rivera permanecerá en la dirección técnica y Frankie Higginbotham como gerente general de la novena.

Start a Conversation

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *